Skip to content

EkoLum Fail-Safe

by

Hemos implementado una nueva funcionalidad técnica que puede ayudar mucho en el retorno económico de un proyecto ESE / ESCO de telegestión.

Se trata del sistema EkoLUM Fail-Safe :

La mayoría de productos de telegestión punto a punto están basados en que haya una comunicación permanente entre el cuadro de control y los nodos.  Cuando hay un problema técnico, los nodos se ponen al 100% por seguridad vial . Eso es perfecto a nivel técnico, pero puede destrozar el plan de negocio de l ESE si la avería dura varios días en repararse y todo un segmento de luminarias quedan encendido las 24 horas.

El sistema EkoLUM Fail-Safe enciende los nodos sólo en los horarios programados, de tal forma que si hubiera problemas de comunicación, el alumbrado sigue funcionando con normalidad en los horarios programados hasta la última vez que tuvo comunicación. Esta actualización de reloj astronómico al nodo se efectua dinámicamente cada día y así tampoco se producen desviaciones en caso de producirse el fallo en verano o invierno.

EkoBox : Pasarela M-BUS

by

Acabamos de completar el desarrollo de la pasarela EkoBox para soporte de medidores M-BUS .

La tecnología M-Bus está especialmente indicada para redes que cubren un área grande, donde la tensión de alimentación y los datos de los medidores u otros dispositivo se realiza a través del mismo cable de 2 polos.

Se ha realizado la integración con contadores térmicos Honeywell y Maddalena.

El Papel de las ESE en el sector hotelero

by

El sector hotelero es ese gran consumidor de energía que clama por la renovación de sus instalaciones para ser más eficiente. Las ESEs tienen un papel importante en esta tarea.

El modelo que plantean, y que nos explica en este artículo el director general de Balantia, habla de ahorros,
de amortización de costes y de compartir riesgos y beneficios. Todo ello soportado tecnológicamente por la monitorización energética a tiempo real de EkoPLC , EkoEnergy

Apagar la luz ahorrará 16 millones en Valencia

by

La Razón– Lo ha dicho muchas veces el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, «en la Administración hay que seguir el ejemplo de las economías domésticas, no hay que gastar más de lo que se ingresa», «debemos acabar con los gastos superfluos», y entre éstos se incluyen, sin lugar a dudas, reducir el consumo de energía eléctrica.
En las casas, basta con tomar conciencia y no olvidar luces encendidas, pero conseguirlo en la Administración es algo más complejo. Por ello, el Consell ha diseñado un Plan de Ahorro y Eficiencia Energética en los edificios públicos de la Generalitat que tiene como objetivo reducir la factura enérgetica de manera progresiva hasta conseguir en 2016 un ahorro de 16 millones de euros.
Para este año se prevé una reducción del cinco por ciento hasta alcanzar un 20 en 2016. En 2011 la factura energética de la Generalitat fue de 80 millones.

El citado documento contempla una nueva normativa interna que limita, por ejemplo, los horarios de los equipos climatización, también su temperatura, y los de iluminación.

En este aspecto, es imprescindible la aplicación del plan de racionalización de horarios aprobado recientemente por el Consell que se extenderá a los edificios de la Administración valenciana. Todos las instalaciones públicas cerrarán a las cinco de la tarde los lunes y miércoles, los jueves a las ocho y media y los viernes a las cuatro. Los funcionarios deberán estar obligatoriamente de nueve a dos y media de la tarde, y el resto, hasta completar su jornada laboral, las realizarán en el horario que ellos elijan.

Otra de las patas de este plan es la próxima apertura del complejo administrativo 9 d’ Octubre. A este edificio se irán trasladando los funcionarios a partir del próximo año y agrupará a todas aquellas Conselleries que hoy en día pagan un alquiler.

Así será más sencillo controlar el consumo de una sola infraestructura, diseñada de manera eficiente, que los centenares de edificios que hoy en día albergan las dependencias del Gobierno valenciano.
Se instalarán sencillos mecanismo para que los ordenadores que no se estén usando queden apagados y se eliminará la iluminación y la climatización de aquellas estancias que no estén ocupadas

El plan también cataloga a los edificios de gran consumo energético. Hay 300 y son aquellos que consumen más de 200.000 kilowatios a la hora. La Agencia Valenciana de la Energía (AVEN) les ayudará a elaborar un plan de gestión energética en el que se detallará el registro de las facturas y se estudiarán para detectar las desviaciones y proponer las mejoras y modificaciones de las instalaciones existentes.

Evitar robos de cable de cobre en alumbrado público

by

Desafortunadamente cada vez más son más frecuentes los robos de cable de cobre del alumbrado público , como lo ocurrido en el ayuntamiento de San Vicente del Raspeig .

Con EkoLUM , además de monitorizar el estado de las luminarias y efectuar telegestión del alumbrado público, es posible detectar cuando toda la línea ha sido desconectada, y por tanto enviar una alarma de actuación urgente.

Por otro lado, es posible disponer de cámaras de videovigilancia en zonas de incidencias elevadas.

Más información en www.ekolum.net

Iluminar Barcelona

by

LA VANGUARDIA EDITORIAL

Imprescindible como es la luz en las ciudades, Barcelona necesita seguir mejorando su red de alumbrado público. Para ello el uso de las nuevas tecnologías puede y debe ser una herramienta que se utilice con criterios de eficacia y sostenibilidad, pues la capital de Catalunya se encuentra ahora ante el reto de perfeccionar su iluminación, que en muchos puntos es francamente mejorable. En los últimos años, el mantenimiento escaso o deficiente de las instalaciones y la falta de prioridad política que tenía esta cuestión había puesto la deficiente iluminación pública en el centro del debate ciudadano y comercial. Tanto es así que el problema estuvo presente durante la última campaña electoral en Barcelona, y CiU, entre otros partidos, incorporó en su programa la promesa de mejora de la iluminación del espacio público barcelonés, formado por sus calles, plazas y vías de comunicación, pero también por las fachadas de sus edificios más emblemáticos. Tras su elección, el alcalde Xavier Trias ha renovado este compromiso. Se trata ahora de llevarlo a la práctica.

Mejorar la iluminación de una ciudad no es convertirla en una antorcha de luz. La contaminación lumínica también existe y tiene que evitarse, y mientras se ilumina mejor, también debe reducirse el gasto en consumo energético, de ahí la necesidad de diseñar y llevar a cabo un sistema de alumbrado inteligente. De esta manera, la luz se convierte en un elemento de configuración urbanística que aporta seguridad, mejora la calidad del espacio público y su limpieza, y redunda, al fin, en elevar la imagen y el potencial de la ciudad.

En los últimos años ha habido ya cambios sensibles en el ámbito de la iluminación pública. Buenos ejemplos de ello fueron la sustitución de las viejas lámparas de vapor de mercurio por las de vapor de sodio, así como las correcciones de puntos de luz que se perdían inútilmente hacia el cielo, con mejoras notables en áreas tan significadas cono la Rambla, el paseo de Gràcia o diversas zonas del Raval y de Montjuïc. Se consiguió también un ahorro del orden del 2 % del consumo energético anual.

Ahora el plan director de iluminación que el Ayuntamiento presentará en septiembre próximo incorporará nuevas tecnologías, como los sensores para detectar la presencia de transeúntes y vehículos que circulen a menos de 30 kilómetros por hora o el uso de leds (bombillas de muy bajo consumo), así como nuevos criterios para iluminar monumentos y fachadas de valor artístico. Se trata de buscar, en suma, un sistema de iluminación pública más racional y eficaz.

La UE destinará 365 millones a impulsar las “ciudades inteligentes” en 2013

by

Bruselas, 10 jul.- La Comisión Europea (CE) anunció hoy que destinará 365 millones de euros en 2013 a impulsar las redes de transporte sostenible, las nuevas tecnologías y la eficiencia energética en las ciudades de la UE, dentro de la iniciativa “Ciudades y comunidades inteligentes”.

Estos fondos se invertirán en proyectos de los tres citados sectores llevados a cabo en colaboración con las autoridades locales, con el fin de “estimular el desarrollo tecnológico y crear ciudades más inteligentes”, según dijo la vicepresidenta de la CE y responsable de Agenda Digital, Neelie Kroes, en una rueda de prensa.

Los 365 millones no son una cantidad nueva, sino que proceden de fondos comunitarios ya previstos para este tipo de iniciativas para el período 2007-2013, señaló el comisario europeo de energía, Günther Oettinger.

Bruselas apuesta por el desarrollo de “tecnologías urbanas inteligentes” para afrontar desafíos como la concentración demográfica en las ciudades, el alto consumo energético de las mismas o los problemas medioambientales y económicos derivados de la congestión de tráfico, explicaron los comisarios.

Actualmente, cerca de tres cuartos de la población europea vive en ciudades, que consumen el 70 % de la energía de la UE.

Los atascos de tráfico suponen un coste económico aproximado del 1 % del Producto Interior Bruto (PIB) cada año, según estimaciones del Ejecutivo comunitario.

La innovación tecnológica “es el mejor medio de reforzar la competitividad europea y de resolver los problemas de eficacia energética”, afirmó Oettinger.

La iniciativa “Ciudades inteligentes” permitirá desarrollar acciones concretas como los sistemas de calefacción y refrigeración de alto rendimiento, los contadores inteligentes, la gestión energética en tiempo real o los edificios autosuficientes, añadió el comisario.

Por su parte, el comisario de transporte, Siim Kallas, destacó la necesidad de aplicar la innovación tecnológica para reducir el dióxido de carbono emanado del tráfico en las ciudades, y propuso medidas como “la eliminación progresiva de los vehículos con combustibles fósiles del centro de las ciudades”.

Kallas también sugirió la introducción de “sistemas de recarga inteligentes” para los vehículos eléctricos, así como la utilización de autobuses “silenciosos y no contaminantes”.

Las ciudades europeas “deben ser la punta de lanza del cambio tecnológico” en la UE, subrayó Kroes, quien también señaló la importancia de que los ciudadanos “se impliquen” en esta evolución.

La iniciativa “Ciudades y comunidades inteligentes” se puso en marcha en 2012, con un presupuesto inicial de 81 millones de euros para dicho año, y destinada únicamente los sectores del transporte y la energía, frente a los 365 millones y los tres sectores previstos para 2013.